Ideas de juguetes didácticos para regalar

mejores-juguetes-educativos-para-bebes

¡Ya estamos en navidad y los niños están ya en casa! Desde el punto de vista educativo, esto nos presenta una doble moral a las madres… ¿tareas sí o tareas no? Yo no soy partidaria de los ‘’deberes en vacaciones’’. No obstante, sí es cierto que los niños se adaptan muy rápido a los cambios y esto puede traducirse en una fácil pérdida de hábitos.

Los niños, sea cual sea su edad, deben seguir aprendiendo en vacaciones para seguir estimulando sus potencialidades y habilidades. Recordemos que el cerebro es un músculo, y en cualquier plan de musculación las vacaciones brillan por su ausencia. Por el otro lado, nos encontramos que los niños también necesitan descansar y desconectar, y así lo demuestran numerosos estudios realizados por psicólogos infantiles.

¿Dónde está el equilibrio?

Sin duda, lo mejor es que nuestros hijos sigan aprendiendo en vacaciones, pero no tienen por qué estar estudiando o realizando aburridas y monótonas tareas. Mi propuesta: enseñar a través del juego.  En navidad se acostumbra a realizar grandes compras y multitud de regalos, pero muchas veces se desaprovecha esta oportunidad que tenemos para iniciar a nuestros niños en el juego didáctico.

Revisando esta web de artículos didácticos, se me ha ocurrido realizar un listado de juguetes didácticos y educativos que podemos regalar a nuestros hijos. Veamos los más interesantes:

  • El cubo de rubik: no podía faltar, y menos aún no estar el primero. El típico cubo de Rubik es el juguete didáctico por excelencia, el que primero se nos viene a la mente. Y, aunque lo pueda parecer, no es cosa de edad resolverlo. Casi todos lo hemos tenido en nuestra infancia, pero no siempre se ha realizado un uso recomendado del mismo. No basta con regalarlo y ya, al niño se le deben dar las pautas y pasos que debe seguir para resolverlo. Además, tenemos que buscar la forma de que esté motivado y disfrute haciéndolo y disfrutando cada paso conseguido. Los beneficios de la práctica con cubo de rubik sobre las tareas y procesos mentales en niños son impresionantes.
  • Puzzles: aunque suene a clásico, los puzles son la mejor forma de potencial el razonamiento visoespacial. Para evitar la frustración en el niño, debe estar adaptado a su edad y a sus destrezas. No debe ser tan básico como aburrirle ni tan difícil como para que se aburra.
  • Juegos de mesa: tableros como el parchís o el superpoly son ideales para pasar tiempo en familia a la vez que se potencian procesos mentales. Si los analizamos, estos juegos están cargados de matemáticas, lengua ¡e incluso geografía! Y encima, a los niños les gusta jugar.
  • Juegos de preguntas y respuestas: para los niños más mayores, estos juegos les ayudarán a culturizarse sin que ellos lo sepan. El juego repetido con este tipo de juegos con un número limitado de preguntas y respuestas hace que finalmente esa información sea interiorizada y resida en el niño durante un gran período de tiempo.

En estas fechas debemos aprovechar y revivir nuestra infancia jugando con nuestros hijos. No sólo estaremos reforzando nuestro vínculo paterno filial, sino que además nuestros hijos estarán potenciando sus diferentes inteligencias entre la que destaca la inteligencia social, esa que muchas veces queda de lado en la escuela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *